Jorge Armando Castiblanco

Como una roca

Por: Jorge Armando Castiblanco *

Hoy venimos a cantar himnos de gloria ante su vuelta a la naturaleza que lo engendró; el nieto de Bolívar, el hijo de Martí ha finalizado una faena, como la finalizaremos todos. En nuestra memoria seguirá eternamente vivo y estamos seguros que regresará en el cercano futuro como lo hacen los grandes pensadores y los grandes luchadores de las causas de los humildes, de las causas de los que lo único que tienen que perder es su moderna esclavitud.

Como Bolívar, Fidel se identificó con el Caballero de la Mancha, símbolo de la fortaleza y la generosidad, es por ello que en el momento histórico necesario aparecen ciertos hombres como él, para descifrar las ambiciones de los que todo lo quieren para ellos, sin importar cuánta sangre se derrame: “El velo se ha rasgado, ya hemos visto la Luz, y se nos quiere volver a las tinieblas; se han roto las cadenas; ya hemos sido libres, y nuestros enemigos pretenden de nuevo esclavizarnos”.

Páginas