La formación de la opinión por parte de los medios de comunicación.

Fotografía por Marina Segura, www.behance.net/MarinaSegura

Por: Harol Díaz.

Es cada vez más evidente el papel de los medios de comunicación en la formación de la opinión y de ideas en el ciudadano que se remite a ellos para informarse. El enfoque y la forma de presentar las noticias, la importancia que se le da a algunos hechos o la no publicación de otros, dependiendo de la magnitud y de lo que podría generar en el público ese tipo de sucesos que se deja de informar, es algo determinante en la creación del ideario informativo de la ciudadanía.

Fotografía por Marina Segura, www.behance.net/MarinaSegura

Y al punto que me referiré es al sistemático trabajo desinformativo, tendencioso y sesgado por parte de los medios de comunicación de este país, de sus presentadores y redactores así como de las casas editoriales, de todo lo que tenga que ver con líderes de izquierda. El trabajo realizado por los medios para satanizar todo lo que se desarrolla alrededor de las decisiones políticas tomadas por estos, es significativo. Generar terror, campañas de miedo e inconformidad en la población, incendiarlas con actitudes intolerantes y darle a un tema repetición para que tenga mayor recordación en el público son algunas de las conductas y practicas realizadas por el cuarto poder.

Iniciemos con lo mas actual, la cumbre de las Américas, en la edición del sábado 11 de abril, la presentación de las noticias del Canal Caracol por parte del director de ese noticiero daba entender que lo histórico era que Cuba volvía a participar por su propia cuenta en dicha cumbre al decir “ Que había sido el protagonista de muchos desplantes”, como si la isla se hubiese marginado de manera voluntaria y no como había sido, por presión de los EEUU para que no se permitiera su participación. Esta es una forma de manipular la información. (Ver http://www.noticiascaracol.com/content/11-de-abril-de-2015-700-pm?video-player=21554)

Vamos al partido por la paz en Bogotá el día viernes 10 de abril del 2015. La revista Semana no habló de la importancia de crear ese espacio en respaldo de la causa de la paz, sino que sacó una nota donde exponía el pasado judicial de algunos de los participantes en dicho encuentro –como si ese fuera motivo para que los participantes no aportaran en la construcción de la paz–, luego se trató de enlodar a la alcaldía por ser propiciador de esa iniciativa por la actitud reprochable de Maradona al intentar golpear a una persona de la logística. Esta es una forma de acomodar la información. (Ver http://www.semana.com/deportes/articulo/el-pasado-judicial-de-los-jugadores-del-partido-por-la-paz/423620-3)

El día anterior, el jueves 9 de abril del año en curso, todos los medos de comunicación del país se hicieron los de la vista gorda al no dar mayor importancia a la marcha que se realizó a favor de la paz y menos nombrar a quien la convocó: nunca mencionaron al gestor de la idea como lo fue el alcalde de Bogotá, Gustavo Petro, no dijeron datos de la cantidad de marchantes ni hicieron referencia del número de personas que se quedó a escuchar las intervenciones del mandatario local y del fiscal. Esta es una forma de ocultar la información. (Buscar en todos los medios nacionales y no hay información escrita, en televisión, radio o páginas web)

En el mes de febrero la portada de la revista Semana trae una foto del presidente Nicolás Maduro y un interrogante que decía ¿Por qué no cae? Dando a entender que la salida del presidente de Venezuela es la solución a los problemas de ese país y peor aun dándole talante de democrática a esa caída. Esta es una forma de sugerir un hecho. (Ver http://www.semana.com/mundo/articulo/por-que-no-cae-el-gobierno-de-maduro/418600-3)

Ahora hablemos de Podemos de España. Los medios colombianos no han hecho referencia de lo que sucede con ese movimiento en la península, no mostraron ninguna imagen, no hicieron ninguna reseña de la marcha histórica del 31 de Enero de este año en Madrid , en la convocatoria que hizo este grupo para manifestarse, siendo este un evento multitudinario y exitoso para esa colectividad, pero para el día 1° de marzo el diario El Tiempo en un artículo hace referencia de los posibles contratos de asesoramiento que habrían realizado alguno de los líderes de Podemos al gobierno de Venezuela, como si ellos no tuviesen el derecho a trabajar como las demás personas o como si ser asesor de un gobierno no afín al medio de comunicación fuese un deshonor. Como vemos no solamente se deja de informar sino que se busca hacer fogata de cualquier situación. (Ver http://www.eltiempo.com/mundo/latinoamerica/podemos-recibio-dinero-del-gobierno-de-venezuela/15319475

Esto no es algo nuevo, pues podemos escribir infinitos casos en toda la historia de nuestros medios de comunicación, como los golpes de estado a presidente Zelaya de Honduras en el año 2009 y al Presidente Chávez en el año 2002.

Este pequeño análisis me lleva a una simple pero difícil de contestar pregunta. ¿Hasta dónde es la libertad de prensa o de censura? Tienen validez las frases lanzadas por Rafael Correa “El negocio consiste no en la calidad de la información, sino en la cantidad de ciudadanos a los que llegue. Y si lo que venden es el escándalo y no la verdad, sin duda, se quedarán con lo primero. Pues por definición de empresa mercantil, el lucro pasará antes que la calidad de la información”, o “Desde que se inventó la imprenta, la libertad de prensa es la voluntad del dueño de la imprenta” y la frase lanza por Malcolm X "Si no estáis prevenidos ante los medios de comunicación, os harán amar al opresor y odiar al oprimido".

Es importante en estas épocas donde la opinión también se juega desde las redes sociales que nuestra misión no es solo de ser simples observadores de los hechos , sino que juguemos un papel importante en la difusión de los mismos, tratando de ser lo más veraces e imparcial posibles.