La Bogotá Humana cuenta con 17,3 billones para mejorar la calidad de vida de sus habitantes en el año 2015.

Yezid García,

Por: UAN Concejal Yezid García

Durante más de 170 horas en el “Recinto Los Comuneros” del Concejo de Bogotá se discutió el Presupuesto Distrital para el año 2015. Las entidades rindieron cuentas del actual año, expresaron sus logros, plantearon las dificultades en su gestión y respondieron a los interrogantes que los concejales les plantearon, entre los cuales se destacan el presupuesto destinado a la cultura local, la gestión de bomberos, la protección del medio ambiente y los animales, la promoción y el uso de la bicicleta, y el presupuesto para la discapacidad. Cada jornada fue todo un reto, al cual cada entidad supo responder, incluyendo por supuesto a Ricardo Bonilla, Secretario de Hacienda, quien defendió siempre este proyecto y la legitimidad del mismo de ser aprobado por el Concejo de la ciudad y no por decreto desde la Administración Distrital, mensaje que fue entendido por la mayoría de los cabildantes, quienes apoyaron la iniciativa de la Bogotá Humana.

Fue así como en las sesiones de la Comisión de Hacienda y Crédito Público llevadas a cabo los días 4 y 5 de diciembre, se aprobó el presupuesto para el 2015 con 10 votos a favor y 3 en contra. Luego el martes 9 pasó a segundo debate en Plenaria, en donde fue aprobado con 26 votos a favor y 16 en contra.

El presupuesto, que cuenta con 17,3 billones de pesos, fue diseñado en función de la inversión social y la movilidad, para así atender las necesidades apremiantes de los 7,6 millones de colombianos que habitan esta ciudad. Entre sectores, la asignación se dio de la siguiente manera: Educación con 3,5 billones de pesos, salud con 2,2 billones de pesos, Integración Social con 1,2 billones de pesos, Hábitat con 0,7 billones de pesos, Cultura, recreación y deporte con 0,5 billones de pesos y la gestión habitual de las entidades que conforman el sector de Movilidad se financiarán con 1,4 billones de pesos, esto adicionalmente a las obras más relevantes para la Capital, de las cuales se hablará más adelante.

Pero no sólo de estas cifras se habló en la discusión, pues dos temas a considerar y sobre los cuales giraron la mayoría de los debates, fueron el metro y el Hospital San Juan de Dios, y no es para menos, pues son dos temas bandera de la Bogotá Humana cuya importancia para la ciudad es enorme pues al llegar a un acuerdo, en primer lugar se lleva a la ciudad a los estándares de las grandes ciudades del mundo en cuanto a movilidad al construir un metro subterráneo que conecta a la Capital a través de una vía ágil, segura y acorde con las propiedades físicas del suelo bogotano. Y, en segundo lugar, porque se defiende una vez más lo público y se rescata un baluarte arquitectónico, histórico y de valiosa importancia para el goce del derecho a la salud como lo es el Hospital San Juan de Dios, así como también se reconoce la gran lucha que desde el 2001 han tenido los trabajadores de este establecimiento.

El Concejo de la Capital aprobó una partida global de 2,4 billones del cupo de endeudamiento para que Bogotá pueda negociar con el Gobierno Nacional el Conpes de movilidad donde se incluyan la cofinanciación del metro, tren de cercanías, de la troncal del Transmilenio por la Av. Boyacá y los cables aéreos de Ciudad Bolívar y San Cristóbal. Esto quedó consignado en los artículos 35 y 36 del proyecto de acuerdo aprobado.

Respecto al Hospital San Juan de Dios recién adquirido por la Administración Distrital, el Concejo de la ciudad le encargó la tarea de garantizar los estudios necesarios en la colosal tarea de su puesta en marcha de acuerdo a la normatividad vigente. Esto queda consignado en un parágrafo que se le adicionó al artículo 46.

Esta cifra revolucionaria de 17,3 billones de pesos le permitirá a la Administración Distrital atender los frentes de acción más importantes para la Bogotá Humana, en donde siempre estará “el ser humano, en el centro de las preocupaciones del desarrollo”.